Fecha probable de parto, la importancia de calcular bien.

Esta es  la historia de una amiga que vive lejos, y que  estuvo preocupada durante sus últimas semanas de embarazo.

Había recurrido a la inseminación artificial tras intentar quedarse embarazada sin conseguirlo.

Por fin lo logró y no tuvo muchos problemas, hasta que en el tercer trimestre uno de los ginecólogos que le atendió le dijo que el feto era más pequeño de lo que le correspondía  y necesitaba unos controles más estrictos. Si la situación no mejoraba quizá habría que provocar el parto.

Durante los dos últimos meses de embarazo acudía cada semana a hacerse una ecografía en la que invariablemente el bebé parecía más pequeño de lo que debía ser.

Un poco angustiada, me llamó para que le echase un vistazo y así lo hice. Quedé con ella y le pregunté la fecha exacta en que se había hecho la inseminación. Le hice una ecografía y resultó que el niño medía lo que debía medir teniendo en cuenta esta fecha.

¿Qué había pasado?

Por un malentendido, el ginecólogo que la estaba viendo no tuvo en cuenta el día de la inseminación para calcular la edad gestacional, sino que la calculó a partir de la fecha de la última regla, y de ahí el error que no dejaba dormir a mi amiga.

Esta situación, en la que la edad gestacional no es correcta,  es más frecuente de lo que podría parecer. Por eso el Colegio Americano de Ginecólogos y Obstetras considera que calcular con exactitud la edad gestacional (es decir la semana en que está tu embarazo) y la fecha probable de parto es un asunto importante de salud pública.

Y ha elaborado una nueva guía con las recomendaciones para  hacerlo.

¿Por qué es tan importante saber la semana correcta en que está tu embarazo?

Porque esta información:

  • Permite interpretar correctamente los resultados de algunas de las pruebas que te realizarán.
  • Servirá para saber si el feto está creciendo como debe.
  • Determinará si hay que tomar medidas para evitar nacimientos prematuros.
  • Evitará provocar partos que parecen durar más de las 40-41 semanas normales.
¿Cómo hay que calcular la edad gestacional y la fecha probable de parto?

Tradicionalmente y por convención, la fecha probable de parto será 280 días después del primer día de tu última regla.

Pero… esto sólo es totalmente cierto si se asume que el ciclo es de 28 días y las reglas totalmente regulares.

Según esta nueva guía, una ecografía de alta definición en el primer trimestre es el método más seguro de conocer la edad gestacional del feto.

Si te haces una ecografía antes de la semana 9 de embarazo y la fecha probable de parto es diferente en más de 5 días de la calculada por la última regla, se debe tomar como fecha correcta la calculada por la ecografía.

La fecha probable de parto y la edad gestacional deben ser anotadas en tu historia clínica lo más pronto posible.

Algunos estudios sugieren que en alrededor del 40 % de embarazos, las fechas calculadas según la última regla deberían ser cambiadas por la fecha basada en una ecografía de primer trimestre.

Las ecografías en el segundo y tercer trimestre no tienen el mismo valor. Por eso, no tiene mucho sentido preguntar si ha variado la fecha probable de parto tras una ecografía de segundo o tercer trimestre.

La fecha probable de parto calculada por ecografía del primer trimestre si además coincide con la calculada por la fecha de la última regla no debe cambiarse. Cualquier cambio significativo en las medidas esperadas de feto debe ser estudiado.

Entonces, si la fecha se ha calculado correctamente ¿daré a luz ese día?

Probablemente no. Sólo un 5 % de los bebés nacen en la fecha probable de parto. Se considera normal el nacimiento entre dos semanas antes o  dos semanas después de esta fecha.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *